A la hora de planear un viaje a Marruecos, muchas veces surge la duda de dónde alojarse. Te voy a contar mi experiencia por si te sirve de ayuda a la hora de escoger alojamiento en Marruecos, Hotel o Riad?.
El este post te explico las ventajas y los inconvenientes que puedes encontrar en cada uno de los dos tipos de alojamiento básico que puedes encontrar en Marrakech. El Hotel más tradicional frente al Riad, que en árabe significa jardín, y es un establecimiento un patio interior, alrededor del cual se distribuyen las habitaciones y algunas zonas comunes.
Pero sigue leyendo, que te cuento más acerca de este tipo de alojamiento que según el que elijas puede parecer sacado de un relato de “Las mil y una noches”.

En el Riad:

El Riad es uno de los alojamientos turísticos más numeroso de Marrakech. La palabra “Riad” significa jardín en árabe; es una casa tradicional árabe con patio interior alrededor del cual se organizan los diferentes salones y habitaciones. Estas casas han proliferado enormemente en los últimos años.
Una de las principales ventajas que tiene alojarse en un Riad es vivir el ambiente y el estilo de vida marroquí, ya que el trato cercano con el personal ayuda a transmitir esta sensación. Suelen ser alojamientos pequeños. Tienen dos o tres plantas con pocas habitaciones, por lo que te recomiendo que hagas tu reserva con antelación. La característica principal es un patio interior que suele estar decorado con plantas y en su mayoría con una fuente o pequeña piscina, en el centro.
Si es la primera vez que viajas a Marrakech, te recomiendo que te alojes en un Riad dentro de la Medina. Generalmente el trato es muy bueno y el personal se muestra muy amable para ayudarte en la planificación de vuestro día, excursiones, visitas, etc. Nosotros estuvimos en el Riad Vanilla Marrakech. Nuestro anfitrión siempre estaba dispuesto a prepararnos un té a la menta al llegar al Riad, era todo amabilidad!!
Muchos de los Riad que sirven de alojamiento actualmente en Marrakech son regentados por europeos que fascinados por la cultura y estilo de vida marroquí, compraron estas viviendas para reconvertirlas en alojamientos turísticos.
Con respecto a lo que un Riad nos puede ofrecer, evidentemente no están los espacios comunes, ya que la propia estructura del edificio hace que no haya apenas estancias comunes. No esperes encontrarte con una amplia recepción ni salones grandes donde encontrar un buffet para el desayuno. Normalmente te lo traen ya servido porque no hay sitio para montarlo.
A pesar de todo ello, el espacio común de la primera planta donde se convive con otros huéspedes está decorado con mucho gusto y es más que suficiente.
Ahora ya sabemos a que se le conoce en Marruecos como un Riad, casas o estructuras vecinales que tienen en el centro su lugar más representativo. Alrededor de un patio central suele haber elementos naturales como fuentes de agua, plantas o flores.

RECOMENDACIÓN:

A la mayoría de los Riads no puedes acceder en coche, el trazado de calles estrechas lo hacen imposible, por lo que te recomiendo que contrates un transporte para ir desde el aeropuerto al Riad. Te van a recoger y luego aparcan lo más cerca posible y en un carro te cargan las maletas y te acompañan personalmente al Riad que hayas reservado. Nosotros llegamos de noche y agradecimos mucho haber contratado este servicio.

Las habitaciones en las que se alojan los huéspedes se distribuyen precisamente en torno a ese patio. Generalmente la decoración tiene mucho encanto y tiene diferentes motivos de decoración árabe, como mosaicos de diferentes colores, azulejos con motivos geométricos y vegetales, escritura árabe , etc. Otra de las ventajas que tiene alojarse en un Riad es que suelen tener muy buena ubicación ya que generalmente están situados en el corazón de la medina antigua de la ciudad.
En Marrakech hay un montón de Riads dentro de la Medina, que es como si fuera el centro histórico, el laberinto de calles alrededor de la Plaza Jamaa el Fna, de la que os había hablado en el post de Zocos de Marrakech.
Aunque ibamos un poco condicionados porque nos habían dicho que de noche el ambiente podía ser peligroso, en ningún momento volviendo de cenar (12:00 de la noche más o menos) tuvimos ni el más mínimo problema ni sensación de peligro. Si quieres saber mi opinión, no te recomiendo estar demasiado cerca de esta bulliciosa plaza pero tampoco muy alejados, ni en los extremos de la Medina.
Estas fotos son del Riad Noir d’Ivoire, uno de los mejor valorados de Marrakech:

En el Hotel:

Esta opción es conocida por todos, y tampoco me voy a extender contando las ventajas de las que puedes disfrutar alojandote en un Hotel en Marrakech. Amplios espacios, salones comunes, gimnasio y variedad de espacios es lo que habitualmente puedes encontrar en un Hotel. Los grandes Hoteles suelen estar fuera de la Medina en la parte más nueva de Marrakech. Los Hoteles de las cadenas más grandes y con amplias instalaciones normalente están fuera de la Medina.

Esta imagen es de una de las entradas del famoso Hotel Mamounia.

Hace unos días lo incluía en nuestra lista de los 5 Jardines que no debéis perderos si viajais a Marrakech.

Aquí os dejo un listado de los Hoteles mejor valorados de Marrakech.

Hasta aquí los pros y los contras de alojarse en un Hotel o en un Riad. Mi opición es que si es la primera vez que viajas a Marrakech te alojes en un Riad para tener la sensación de vivir más de cerca el ambiente.

Ahora… te toca a tí escoger !!  🤷🏽‍♀️

Si has estado en Marrakech y te alojaste en un Hotel o en un Riad, cuéntame tu experiencia, me interesa tu opinión !